Etiquetas

,

“Ya nada interesante le ocurría, así que
se dedicó a robar anécdotas a desconocidos
y empezó a creer que eran suyas.



					
Anuncios