Etiquetas

,

“Su risa me inspiraba a imaginar
duendes y azahares, pero eran pocas las veces
que ella la dejaba fluir naturalmente.



		
Anuncios