Etiquetas

, ,

“Le pregunté «¿Tu casa o la mía?»;
«La comisaría», respondió la piba, y me pareció
una buena decisión sacar mi mano de su espalda.



					
Anuncios