“Se colocó los auriculares y subió el volumen
al máximo; así no lo molestarían ni el ruido
de la sierra eléctrica ni los gritos.

sierraelectrica


					
Anuncios