“La idea salvadora le había venido en sueños,
única, irrepetible; apenas despertó, tomó
papel y lápiz y… ya no podía recordarla.

anotadorsueño


					
Anuncios